Investigaciones sobre adicciones

Detectives para investigaciones sobre adicciones

Las adicciones al tabaco, a los estupefacientes y alcohol son cada vez  más una práctica social aceptada por mucha gente, incluso bien vista en diferentes ambientes.

Hoy nos vamos a referir al consumo de bebidas alcohólicas. En España es una práctica habitual en todas las capas sociales. Se bebe de forma individual, en grupo, con los amigos, en la familia, en los negocios,  celebrando acontecimientos, en los bares, los restaurantes, en la calle, en general cualquier motivo es bienvenido para su consumo.

En los 60 años que lleva trabajando Detectives Monopol, los  asuntos por alcoholismo no han dejado de ser contratados por nuestros clientes, esta adicción la sigue padeciendo gran cantidad de gente.

El deterioro que sufre la persona que bebe en exceso se ve agravado por el gasto económico que necesita el alcohólico. La familia sufre observando a la persona  deteriorarse, comprobando cómo  cambia de humor, e incluso ve como se venden activos y patrimonio o se solicitan préstamos a los familiares.  La sociedad no es consciente que las consecuencias de la adicción al alcohol son comparables a los estupefacientes. En España es la adicción más frecuente superando al tabaco y a las drogas en número de personas que la sufren.

Los clientes tipo en investigaciones sobre adicción

La familia es el cliente habitual en estas investigaciones. La persona alcohólica comienza a beber de forma esporádica, va aumentando el consumo y la frecuencia. Los familiares no se dan cuenta de esta adicción  hasta que aparecen los síntomas, como el deterioro físico, el cambio de carácter y el gasto excesivo.

El alcohólico se vuelve cada vez más mentiroso con sus amigos y familiares, miente en la cantidad que ha bebido y los sitios donde ha estado. Nunca reconoce que tiene un problema de adicción al alcohol y trata de enmascararlo con falsas afirmaciones. Se preocupa de tener siempre en casa las bebidas que consume, en las reuniones con la familia y los amigos nunca deja de beber. Su tolerancia al alcohol va aumentando con lo que cada vez necesita beber más cantidad. Suelen perder los amigos que no les secundan en su adicción. Beben alcohol como si bebieran agua.

Servicio profesional

En Monopol nos hemos encontrado con todo tipo de alcoholismos. Unos son con exceso de vino, otros con gran consumo de cervezas, también licores, gin tonics o whisky. En algunas ocasiones suman varias bebidas alcohólicas. 

Las familias al detectar los cambios en el carácter de la persona, los diferentes horarios y el deterioro del estado físico, se plantean realizar una investigación al familiar afectado, para comprobar si existe un problema de alcohol.  

Lo importante es detectar a tiempo el inicio de esta adicción. Cada vez más los jóvenes comienzan a beber a una edad más temprana. Una mayoría de ellos al llegar a la edad adulta deja el exceso de alcohol, pero hay jóvenes que por su personalidad o por sus problemas sociales, económicos o familiares no saben dejarlo. 

En Detectives Privados Monopol, venimos ayudando a nuestros clientes a detectar el problema de alcoholismo de algún miembro de su familia. Les orientamos en cuanto al plan nacional sobre drogas, a las clínicas especializadas, o aportamos soluciones y métodos para la recuperación del familiar en su propio domicilio.